¿POR QUÉ ME DUELEN LOS GLÚTEOS CUANDO MONTO BICI?

Publicado el Diciembre 08 2017

¿POR QUÉ ME DUELEN LOS GLÚTEOS CUANDO MONTO BICI?

Cuando eres nuevo en cualquier deporte, es común que duelan algunos músculos o zonas mientras te adaptas al entrenamiento. En el ciclismo, de igual forma, puedes sentir dolor en especial en los glúteos, pero debes identificar si es un dolor producto del esfuerzo, una lesión, cargar mucho peso en la espalda, rozaduras por el sudor o algún error involuntario con respecto al sillín.

 

Los glúteos son un grupo de músculos del muslo posterior y una de las parte más grandes que lo conforman, son las nalgas. Este glúteo mayor es el que más trabajas al montar en bici, por ello, si experimentas dolor durante los días siguientes a un paseo o entrenamiento intenso, no es el ácido láctico. Una de las razones, puede ser una respuesta inflamatoria y de reparación al daño celular muscular que se produce durante los eventos de ejercicio extremo; otra, está relacionada con el sillín.

 

Encontrar el sillín adecuado es vital para tener un entrenamiento placentero. Es importante para hacer de tus paseos en bici una experiencia segura y cómoda, pero sobre todo, para evitar ese molesto dolor de glúteos que a veces puede durar días. Si tienes un sillín incorrecto, te hará sentir molestias, padecer lesiones y hasta sentirte incómodo y sin ganas de subirte a la bici, de solo pensar que va a doler. Sin interesar la distancia del recorrido, ten en cuenta que para evitar rozaduras y molestias en el área pélvica, el asiento, posición, altura, ángulo e inclinación, son de gran importancia.

 

Altura. Si pones el sillín a poca altura, estás propenso a dañar tus rodillas y dejarás de aprovechar la energía que produces al pedalear. Subirlo demasiado, hará que la posición de la cadera sea demasiada alta también, lo que provoca que el asiento sea clave en la uretra y el tejido blando de esa región, afectándote la próstata si ere hombre, o produciendo insensibilidad en los genitales, si eres mujer. Encuentra la posición y altura correcta, parándote con la bici a un costado y posicionando el tope del asiento a la altura de la cintura.

 

Asiento. Si el asiento no es cómodo, tu paseo tampoco. Una silla con superficie plana y cierta rigidez, es más confortable que una blanda; además evitarás rozaduras con el acolchado. Algunas bicis urbanas tiene un acolchado en gel, lo cual da mejores resultados que los de espuma. Es preferible que la parte trasera del asiento sea ancha para que favorezca la oxigenación de los genitales.

 

Ángulo. La inclinación es importante; es normal tener el asiento horizontal con la punta ligeramente levantada, pero puedes adaptar la inclinación hasta que te sientas cómodo.

1 comentario

  • Jose Sepúlveda: April 10, 2018

    Todas son muy buenas recomendaciones deben tener todos sus productos.disponibles ya sea en tienda física o en línea soy un seguidor de su Exelente marca Saludos muchachos Optimus
    Jose Sepúlveda desde Bogotá D.C

Deja Tu Comentario

Publicados Recientemente